Un Paseo por Chaves

Azulejo de una Casa en Chaves Portugal

El Camino de Santiago Portugués interior atraviesa Viseu y el alto Duero (Lamego, Peso da Regua, Vila Real), para adentrarse en la región del Miño. Por aquí los peregrinos bordean los márgenes del Támega (afluente del Duero), pasan por Chaves y cruzan la frontera en dirección a Verín, Orense.

Esta es una zona rica en aguas minerales naturales como el agua de Pedras Salgadas,con abundantes fuentes y termas donde el relax, está garantizado por la sabiduría milenaria de los romanos con el arte de la balneoterapia.

Sus aguas están recomendadas para el reumatismo, disfunción renal e hipertensión. De hecho, son las más calientes de toda Europa: 73ºC.

Los romanos, que estuvieron largo tiempo por esta región, debido a la existencia de oro en las proximidades, situaron en Chaves un importante cruce de vías, uniéndola con Braga, Asturias y Astorga. Todavía hoy en São Lourenço y Casas Novas pueden verse restos de estas calzadas.

Por aquí comienzan a hacerse frecuentes los viñedos como los de Quinta do Arcossó, al igual que se ven restos de los castillos que defendían antiguamente la frontera.

La Vía de la Plata también pasa por aquí, y es una opción perfecta para conocer pequeñas villas y aldeas alejadas y, otra sugerencia, recorrer el intrigante Camino del Contrabando, usado antiguamente por contrabandistas y perseguidos para burlar la ley, y conocer rincones como Feces de Cima, Vilafrede, Feces de Abaixo y Lamadarcos. Esta última, atravesada por la frontera, tiene viviendas donde hay estancias tanto en Portugal como en  España.

Cruzamos el Támega por el espectacular puente romano que nos dá la bienvenida, y entramos en el entramado medieval recorrido por la Rua Direita, enlucida por los balcones de madera de vivos colores de sus casas.

Casa colorida. Rua DIreita

Rua Direita. Chaves. Portugal.

Llegamos a la Plaza de Camões, una gran explanada donde nos encontramos con la Iglesia de Santa María Maior, de origen románico con un bonito pórtico y un vistoso órgano, y la Iglesia de la Misericordia, con paredes revestidas en azulejos barrocos. Enfrente están la Cámara Municipal y el Palacio de los Duques de Braganza, hoy museo de la región.

Igreja Misericordia. Azulejo. Chaves

Organo. Ireja Matriz. Chaves

Camara Municipal Chaves. Plaza Camoes. Chaves

Pero también encontrarás callejuelas adoquinadas que invitan a perderte.

Chaves. Callejuelas

Los Reyes Católicos expulsaron a los judíos de España y muchos de ellos se instalaron en villas portuguesas fronterizas. Para manifestar su condición de converso debían comer carne de cerdo, y para ello crearon unos chorizos “de mentirijillas”, que de cara a los cristianos les servía como aval para seguir profesando la fe judía. Estos “enchidos” estaban realmente elaborados en carne y grasa de ave y conejo, aderezado con ajo y sabrosos condimentos, entripados como nuestros chorizos, y ahumados en leña de roble. Hoy forman parte de la gastronomía trasmontana.

Fernando Gonçalves (Rua Sto. Antonio, 100 Chaves. Tel 351 276 333 586

Fernando Gonçalves (Rua Sto. Antonio, 100 Chaves. Tel 351 276 333 586 – frente a la Oficina Turismo), está considerada LA carnicería por excelencia de Chaves. Pasa por aquí si quieres llevarte jamón de Chaves, especialmente el de cerdo autóctono bísaro. Su carne es una excelente base de embutidos como la linguiça o farinheira, y muy apreciada en platos tradicionales como la feijoada a la trasmontana o el asado de cerdo. De hecho, en Vinhais del 9-12 Febrero, se celebra la “Feira do Fumeiro”, uno de los mayores eventos gastronómicos del norte de Portugal, por si quieres escaparte…

En tu paseo por sus callejuelas encontrarás pequeñas tiendas de fruta y verdura, que reciben directamente de los hortelanos «recién cortadita» y claro, salen volando ….

Grelos de Chaves. Rua Direita

Pero si lo que te gustan son los dulces y saladitos, déjate caer por la Pastelería “Princesa” (Rua 1º Dezembro). Al tiempo que te tomas un ”cafezinho” no dejes de probar los Pasteles de Chaves, que no dejan de ser unos hojaldres de  carne, pero francamente muy sabrosos.

Pastel de Chaves

Pasteles por supuesto.

Pastelitos. Pasteleria Princesa. Chaves

Y ricas peladillas, para endulzar el paseo!

Peladillas. Pasteleria Princesa. Chaves

En artesanía destaca la original cerámica negra “Bisalhaes” (declarada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, Unesco), que se produce en Vilar de Nantes a 5 Km. de aquí, coloreada por el humo de la madera mientras se cuece a fuego lento. Desde el siglo XVIII se viene empleando la misma técnica y se utilizan para almacenar aceite, llevar agua y cocinar.

Fabrico do barro preto de Bisalhães, em Vila Real, foi esta terça-feira inscrito na lista do Património Cultural Imaterial Unesco.

Se producen a lo largo de todo el año, pero con mayor intensidad en Junio, debido a la proximidad de la Fiesta de S. Pedro, momento en que se celebra “Feira dos Pucarinhos” (jarrita pequeña de cerámica), donde se vende todo tipo de artesanía casera. Son también muy interesantes las mantas de lana de Soutelo, una tradición casi extinta, y la cestería.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.